Skip to content

Nada se compara con tomar el té con amigos. Calentaste el agua, sacaste tus tazas de té favoritas y estás a mitad de camino para crear la fiesta del té ideal. Acá encontrarás algunos consejos más sobre cómo prepararle a tus amigos una buena taza de té.

El té de la tarde, el té de mesa o incluso una gran fiesta de cumpleaños para tu mejor amigo; existen muchos motivos para organizar una fiesta de té. Cualquiera sea la ocasión, una fiesta de té evoca imágenes de un excelente servicio de mesa: platos de deliciosos y sabrosos bocadillos dulces, un entorno espléndido y sofisticado, y desde luego, teteras con exquisito té aromático. 

DEMOS COMIENZO A LA HORA DEL TÉ

Comenzá por decidir la temática. ¿Es una reunión inspirada en Alicia en el País de las Maravillas (¿por qué no?) o tal vez una fiesta al aire libre en un jardín de flores?  Elegir la temática añade un toque de diversión a la celebración.

Y no tiene que ser algo costoso o difícil de hacer. ¿Quizá quieras disfrazarte de algún personaje? ¿O servir una comida que de alguna manera esté vinculada a tu idea? Una vez que hayas decidido la temática, tené a mano los siguientes artículos indispensables para la hora del té:

  • Un encantador juego de té: suficientes tazas, platillos, cucharas y platos para todos.
  • Tetera grande.
  • Colador de té en caso de que utilices té en hebras.
  • Jarro con leche.
  • Blondas u otros manteles individuales decorativos.
  • Soporte para tortas, preferiblemente escalonado para presentar la comida con clase.
  • Cuchillo para tortas, mejor para cortar una torta grande.

 

Vestirse Elegante Para El Té

 

VESTIRSE ELEGANTE PARA EL TÉ

Parte de la diversión de la hora del té es todo el esplendor y la ceremonia que conlleva. Así que divertite enviando invitaciones a la fiesta, quizá con decoraciones sobre la temática (son los pequeños detalles los que cuentan). Luego, ponete a trabajar en la decoración del evento. Pensá:

  • Un mantel de lino blanco o uno que refleje la temática de la fiesta.
  • Servilletas: ¡la hora del té no es tal sin servilletas!
  • Tarjetas de comensal, ideales si los invitados no se conocen entre sí.
  • Banderines estrafalarios para crear una atmósfera festiva.
  • Bolsas de sorpresas: a todos les gustan las bolsas de fiestas.

 

LA GLORIOSA COMIDA

Con el auge del veganismo y cuestiones como la intolerancia alimenticia, siempre es conveniente preguntarles a los invitados de antemano (quizá en la invitación) si hay ciertas cosas que no pueden comer. Una vez que cuentes con esa información, podés comenzar a planificar tu menú. Una mezcla de dulce y salado siempre es lo mejor. Estos son algunos favoritos para la hora del té a tener en cuenta:

  • Canapés: con una variedad de rellenos, que sean de largo como un dedo. Para lograr un toque real británico, también cortá las cortezas.
  • Pancitos con queso crema y mermeladas (¡qué rico!).
  • Budines de té tostados con manteca.
  • Galletitas: galletitas de manteca, galletitas de azúcar, galletitas de jengibre… hay muchas opciones.
  • Masas: menos tradicionales pero ideales si es la hora del té por la mañana.
  • Pastelería: probá con tartas de manzana o profiteroles.
  • Tortas y budines: las porciones de bizcochuelo con llovizna de limón, de chocolate y zanahoria siempre son un éxito.

 

PREPARAR LA FIESTA IDEAL

Desde luego, el ingrediente principal de tu fiesta es el té. Y hay una variedad abrumadora de tés para ofrecer a tus invitados. Además, si estás organizando la hora del té en el jardín un día caluroso de verano, posiblemente quieras ofrecer té helado. Acá encontrarás algunos animadores de multitudes que puedes tener en cuenta para tu menú de té:

 

Cualquiera que sea el motivo, celebrar la hora del té con familia y amigos siempre es una genial idea. Y si le podés sumar una temática, la diversión será infinita. Solo pensá en deliciosos bocadillos de comida, un encantador servicio de mesa y, desde luego, un excelente té. Es una combinación que no falla.